Publicado el 5 de Abril del 2011 por Boss en Cine
Estuvimos viendo… Source Code (Código Fuente) PREMIERE!

¿Crees en el Destino?

4’5 (5)

Una grata sorpresa me esperaba esta tarde en el cine Proyecciones de Madrid cuando por casualidades de la vida, o quizá cuestión del destino (gracias Vanesa y Verónica), acabé siendo invitada a la premiere de Source Code (Código Fuente), la última obra del director Duncan Jones (Moon) , escrita por Ben Ripley (The Watch) y protagonizada por Jake Gyllenhaal (Prince of Persia: las arenas del tiempo, Zodiac).

 

La premiere, organizada por la productora del film para fans de Facebook y Twitter, contaría, además, con la presencia de director y protagonista, quienes darían muestras de un excelente sentido del humor y mucha naturalidad. Después de todo, esta era una premiere para fans.

 

Centrándonos en la película en sí, se me hace bastante complicado describirla sin daros información importante. Source Code es una película cuidada desde el primer minuto, que juega con las dimensiones paralelas, las simulaciones por ordenador, la realidad, la ficción, las diferentes formas de ver la vida y los conceptos de la linealidad temporal de una manera constante e intrigante de principio a fin, de modo que no sabes realmente cuál de estos conceptos es la clave hasta que alcanzas el final de la película.  Además, el film comienza de una manera bastante confusa, que se contagia al espectador, lo que le sitúa en una incertidumbre constante y lo prepara para ir descubriendo la trama a la vez que lo hace el propio protagonista, quien lleva prácticamente todo el peso de la película de una manera, a mi entender, muy bien dirigida e interpretada. A medida que van pasando los minutos de metraje se van mostrando nuevos detalles y se van produciendo cambios sutiles en el entorno que, junto al montaje del film, ayudan a que la película no se haga lenta o tediosa en algunas ocasiones. Y es que Source Code no es una película de tiros, piruetas y efectos especiales. Es más bien un ensayo filosófico y moral con un entorno de acción como excusa. Si esperáis ver un Matrix, es mejor que no vayáis a verla.

Lo único que quizá flojee un poco en la película es la banda sonora, que no es demasiado variada, aunque tampoco es que el propio film dé para más. Quizá en cd contenga un poco más de variedad, por aquello de que hay que vender :P

Sin más, nos despedimos recomendandoos que vayáis a verla a partir del próximo 15 de abril de 2011, al cine, y que, como decía Duncan Jones: “Si os gusta, por favor, contádselo a vuestros amigos”.