Publicado el 31 de Enero del 2013 por Lady_Waryen en Rol
[Rol en vivo]: ASORR: Feria de San Justo.

Hace unas semanas os adelantábamos los próximos eventos de rol en vivo, uno de ellos era la Feria de San Justo, organizada por Asorr. Hoy, os traemos más información, que nos ha llegado de primera mano de nuestros amigos de dicha asociación.

ASORR es una asociación sin ánimo de lucro formada por un grupo de personas con intereses comunes. Dichos intereses se resumen en crear eventos y experiencias lúdicas donde los participantes son los protagonistas.

Nos divertimos ingeniando situaciones, creando atmósferas, desarrollando sistemas de simulación de combate medieval o futurista.

La asociación está compuesta por un equipo multidisciplinar muy completo: artistas gráficos y plásticos, locutores, desarrolladores informáticos y técnicos en efectos visuales, todos ellos con una marcada afición por la interpretación.

Participamos de manera activa en la organización de actividades para eventos a nivel nacional, como pueden ser las Jornadas Tierra de Nadie o Forjacero y esporádicamente,  desarrollamos eventos propios de inmersión que suelen transcurrir a lo largo de un fin de semana.

Actualmente estamos trabajando en una experiencia medieval interactiva llamada “La Feria de San Justo“, ambientada en una reconquista española ficticia, en la que los asistentes interpretarán a las diferentes personalidades y facciones de un reino llamado Aeris, en su lucha por el poder.

En ASORR hemos desarrollado dos ambientaciones propias en las que encuadramos la mayoría de nuestros eventos. Por un lado tenemos la La Zona 328, donde, enmarcado en un contexto futurista/apocalíptico regido por Grandes Corporaciones, desarrollamos eventos en los que combinamos el Airsoft y el Rol en Vivo en una experiencia, inmersiva, dinámica y divertida, apta para todo tipo de jugadores de una y otra disciplina.

Por otro lado, encontramos a la niña de nuestros ojos, Reinos de Fe. Se trata de  una ambientación épico-medieval inspirada (que no basada) en la época de La Reconquista, a la que damos un cierto toque místico que de inicio tratamos que pase desapercibido pero que se respira claramente durante nuestros eventos.

Esta ambientación se encuadra en un marco geográfico al que hemos denominado Península de Aeris. Aquí, los diferentes reinos sacros, taifas deseríes y regiones salvajes se disputan entre sí el dominio del territorio, sus gentes y sus recursos; enfrentados entre sí en un juego de tronos en el cual, bajo la escusa del deber sagrado por hacer prevalecer su propia religión y cultura,se oculta el verdadero objetivo de unos y otros, la adquisición de poder. El poder de determinar el futuro de Aeris.

Hasta el momento, la historia se ha centrado en el Sacro Reino de Ardragón, una nación en la que se aglutina una gran amalgama de culturas y religiones (sacros, deseríes y jechen) que parecen convivir en relativa paz y armonía bajo dominio sacro. Ardragón es a priori, un reino tolerante, donde los intereses económicos de la nobleza parecen prevalecer frente a los asuntos de fe.

Las grandes casas de Ardragón se reparten el dominio del reino y de sus habitantes. Pese a estar unidas bajo el estandarte del Dragón Rojo, cada una de estas familias dirige sus tierras sin interferencia de la corona y tienen tanto poder como ésta. Además de las cinco grandes casas que componen la Alta Nobleza del reino, hay infinidad de pequeñas familias nobles que les rinden pleitesía y que acuden con sus ejércitos cuando su señor lo solicita. Las cinco grandes casas de Ardragón son:

La Casa Real de Cervera, con su lema es “Dios lo Quiere”, se ha mantenido en el trono desde la fundación del reino.

La Casa de Berenguer, con su lema “Que Tiemblen Nuestro Enemigos”, se ha convertido en la segunda potencia del reino gracias al inmenso poder y riquezas adquiridos a base de acciones de dudosa honorabilidad.

La Casa de Ordoña, con su lema “Siempre Avizor”, se ha erigido como el custodio de la frontera sur del reino, beneficiándose de la reciente expansión del mismo. Su deber como guardianes los ha convertido en una de las casas mejor preparadas para la guerra.

La Casa de Latorre, con su lema “El Honor es Nuestra Torre”, siempre ha destacado por su lealtad y férreo compromiso hacia la palabra dada. A pesar de ser una de las casas más pequeñas, sus paladines son temidos en toda Aeris pues su código de honor está tan arraigado que son capaces de realizar auténticas proezas con tal de mantenerlo sin mácula.

La Casa de Millán, con su lema “Unidos Venceremos”, son tan prolíficos que han conseguido colocar a miembros de su familia en casi todas las familias nobles del reino. Esto les ha proporcionado una extensa red de influencia de la que han sabido sacar partido de una manera inusitada.

Sin embargo, tras la muerte del anterior monarca, Ramiro I, el reino de Ardragón ha quedado en una dramática situación que ha desembocado en una guerra civil por la sucesión al trono. Una situación de la que las naciones vecinas intentan sacar taja. Una situación que combinada con la reciente llegada a la península de los Alberes, fanáticos deseríes que han extendido su yihad hasta Aeris, ha provocado que el equilibrio de poder establecido hasta el momento se haya roto por completo. Circunstancia que ha llevado a Aeris a una nueva época de conflictos,donde enemigos irreconciliables han comenzado a forjar insólitas alianzas.

 

 

Desde Frikis Reconocidos S.A. agradecemos a Asorr toda esta información y os animamos a participar en sus eventos.